¿Tienes lo necesario para ser de las 30 promesas?

Forbes y Expansión lanzaron sus convocatorias para encontrar a las próximas promesas en los negocios.

MktBlog

Las dos principales revistas de negocios en México iniciaron el año buscando a los emprendedores que definirán el rumbo de las pymes durante los próximos años: primero, Forbes con las 30 promesas en los Negocios y después las 30 Promesas de Expansión.

Aunque las 2 premian a jóvenes emprendedores, tienen dinámicas similares y abarcan empresas de todo tipo de giros, los criterios de selección varían, aunque se guían por una directiva: deben ser empresas que busquen innovar o que estén creando un cambio en su entorno, su industria o la manera en que se hacen las cosas en su ramo.

El 15 de febrero salió la lista de las 30 promesas de Forbes, tanto en su edición impresa como en su página web. Resulta curioso que organizaron a los emprendedores de acuerdo al enfoque que tiene su empresa en vez de su ramo o industria: Alto Desempeño, Impacto Social, Inspiración y Disrupción.

La lista completa de emprendedores la puedes ver aquí, incluyendo artículos relacionados y contenido adicional.

En cuanto a las 30 promesas de Expansión, la convocatoria cerró el 31 de enero y se publicarán en su edición del 1 de abril. Sinceramente espero que este año la liste refleje su experiencia como revista de negocios, porque aunque han tenido buen ojo para señalar a jóvenes como influencers en su ramo, Chumel Torres y Sofía Macías no son precisamente promesas de negocio, sino líderes de opinión.

hombre-de-negocios-joven_23-2147504237

Ahora: tú, emprendedor, ¿quieres aparecer en la lista de las 30 promesas? Tal vez el próximo año quieras probar suerte o la meta de tu empresa es aparecer en la portada. No está mal, pues además de promoción, te das a conocer con inversionistas y clientes potenciales, así que ya tendrías ventaja respecto a la competencia.

Te voy a contar un caso: a finales de diciembre supe por un amigo que se había lanzado la convocatoria de Forbes. Yo conocía a una startup que siempre ha innovado con sus avances tecnológicos pero que nunca habían tenido un área dedicada a marketing, así que les aconsejé que se inscribieran. 2 semanas después me llamaron para darme la noticia de que habían sido escogidos.

¿Lo habían logrado por méritos propios? Sin duda. ¿Lo habrían logrado si yo no les decía? Lo dudo mucho. Muchas empresas con equipos talentosos e ideas que pueden cambiar al mundo fallan en sus primeros años porque no conocen esas oportunidades ni tienen contacto con gente que les ayude a encontrarlas, así que probablemente se les habría ido y la edición de febrero no tendría su caso.

La empresa se llama Energetika y están desarrollando tecnología que combina iluminación LED, Big Data e Internet de las Cosas (IoT), tres de los elementos que se utilizan en la construcción de Ciudades Inteligentes como Barcelona o Londres. Ellos están iniciando este movimiento en México y por eso Forbes los reconoció como Emprendedores Disruptivos.

La misma semana en que salieron las 30 promesas de Forbes, un ex cliente (mío, ahora está con una amiga) escribió una carta reclamando que le prometieron meterlo a esa lista de las 30 promesas. Resulta que el director prometió meterlo a esa lista con tal de ganar la cuenta y una vez ganado el amor del cliente, se olvidó lo acordado.

Aunque es cierto que entrar a esa lista no es sencillo. De entrada, es una decisión por consenso de los editores después de recibir cientos de solicitudes de emprendedores que decidieron inscribirse a través de su página web. Cabe mencionar que mi ex cliente es una financiera tan parecida a muchas otras que podría ser todo menos innovadora.

¿Qué necesitas para formar parte de las 30 promesas? A mí parecer, depende de estos factores:

 

1. Innovación: no tienes que inventar el agua tibia ni la rueda, simplemente ve los problemas que tiene tu entorno. Si pudieras hacer algo para mejorar la manera en que se hacen las cosas en tu colonia o ciudad, ¿qué sería? Ya sea desde reciclar basura hasta disminuir los robos a peatones, pones a tu mente a generar ideas. Muchas de las ideas seleccionadas en las 30 promesas plantearon resolver una necesidad que ya existía, encontrando una manera de vivir de ello en el proceso.

2. Creatividad: también puede que eso que quieres innovar ya se esté haciendo pero de una manera incompleta o mal ejecutada porque “así siempre lo hemos hecho”. Es el momento de preguntarte. ¿Cómo mejoraría lo que ya existe? ¿Lo haría de forma diferente? ¿Plantearía algo desde cero? La creatividad no consiste en inventar algo nunca antes visto, sino en idear maneras nuevas para resolver problemas cotidianos de una forma más sencilla. Un contador o un deportista pueden demostrar creatividad en sus retos diarios.

3. Trabajo en equipo: si algo se ve en las startups que trascienden es que el fundador no puede hacer todo solo; tiene que rodearse de un equipo que lo complemente y le ayude a crecer. No necesariamente es un equipo de minions que haga todo lo que el jefe ordena, sino que compense otras áreas de conocimiento. Por ejemplo, si un economista quiere echar a andar una firma de tecnología, puede armar un equipo de ingenieros para programación y desarrollo de hardware, pero también de contadores y financieros para que lo que ingrese opere en hacer crecer la empresa.

4. Tecnología: no se trata de saber todo de todas las tecnologías, sino detectar cuáles son las que necesitarás, aprender a usarla y que tu equipo trabaje con ella. Tal vez tu empresa puede operar con una página web o una tienda en línea, o tal vez tendrás que aprender de máquinas que purifiquen el agua o iluminación LED que consume menos electricidad. En caso de que la tecnología no sea lo tuyo, no olvides integrar a tu equipo a alguien que te apoye con eso. Lograrás mejores resultados y en menos tiempo.

5. Promoción: según datos del INEGI, siete de cada diez empresas mueren antes de los 5 años. Muchos culpan a lo duro del entorno y la competencia, pero yo lo atribuyo a la falta de marketing. Santo que no es visto no es adorado. Muchos emprendedores consideran la mercadotecnia como un lujo y deciden prescindir de ella, siendo que esta es la clave para darse a conocer con clientes, inversionistas y aliados estratégicos. Básicamente es lo que hace que el esfuerzo de las demás áreas sea reconocido y valga la pena. No tiene que ser caro ni contar con altos presupuestos. Existen consultores independientes enfocados en pymes (como yo) o estudiantes que con gusto apoyarían a una startup para ganar experiencia antes de integrarse al mercado laboral.

6. Suerte: no se confundan, no se trata de que se alineen los planetas y las estrellas conspiren a tu favor. La suerte aparece cuando la preparación coincide con la oportunidad. Tiger Woods decía que entre más entrenaba, más suerte tenía. Si te has preparado a conciencia para que tu empresa sea productiva, busca esa oportunidad para darte a conocer. Las promesas de negocios lo son porque decidieron innovar, pero también porque vieron la oportunidad de ser escogidos y decidieron tomarla.

7. Perseverancia: Según Forbes, 21 de las 30 empresas del listado cuentan con fundadores que han tenido un fracaso previo. Otros tuvieron hasta 5 empleos previos antes de decidirse a emprender. Si la vida te tumba, tú eres quien decide si quedarse en el suelo o levantarse para volverlo a intentar. Recuerda que también aprendes de los errores y, más que fracasos, se convierten en lecciones.

 

Según lo veo, no es imposible, pero requiere un camino de esfuerzo y sobre todo, “cacarear el huevo”. Te sugiero que veas la forma de que más personas conozcan el fruto de su esfuerzo y, de ser posible, te ayude a lograr tus metas de negocio en el proceso.

RP, publicista, dibujante, aprendiz de escritor, bloguero ocasional, devorador de libros y fan de la música. Siempre en busca de historias que contar.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*

Lost Password